Un hermoso gesto de niños para el Erill

En las últimas horas se conoció un inusual gesto de amor y solidaridad de parte de los niños de la Casita de Mario quienes prepararon distintos regalos para los profesionales de la salud en medio de la difícil situación de pandemia.

El propio intendente de Escobar comentó desde su red personal: “La solidaridad como motor para sobrellevar las situaciones adversas. Los argentinos en las situaciones adversas siempre buscamos las formas de ayudar a otros y nuestra comunidad no está ajena a eso. Recibí la grata noticia que desde el Espacio para la Niñez “La Casita de Mario”, trabajaron la temática de la solidaridad y tuvieron este hermoso gesto con los trabajadores del Hospital Provincial Erill.Quiero agradecer y felicitar a todos los niños y niñas que tuvieron esta hermosa actitud, con aquellos que están poniendo el cuerpo por nosotros para salir adelante”.

En el video, que no tardó en viralizarse, MagalíGelhorn, directora del Espacio para la Niñez,contó: “Con los chicos de la casita de Mario trabajamos este mes la temática de la Solidaridad. Como siempre dice el intendente, este hogar es producto de la solidaridad de la comunidad y nos pareció que esta vez era el momento oportuno para impactar a la comunidad con un gesto nuestro. Por eso, los chicos prepararon un montón de sorpresas para el personal médico, administrativo y todo el equipo del Hospital Erill, que están trabajando para luchar contra el Covid. Un montón de carteles con mensajes de aliento. Recibimos una donación grande de alfajores de una empresa llamada Honeker, y los chicos decidieron que teníamos que tener un gesto con los médicos”.El video ilustrativo de la jornada de manualidades fue subido a las redes sociales para que la comunidad pudiera conocer la cantidad de dibujos con hermosos mensajes que los niños realizaron para los profesionales. “Los vamos a acercar al hospital para tener un gesto con ellos”– agregó.

En el video también puede verse al director del nosocomio, Gaspar Costa, sonriente y emocionado,recibiendo las cajas y entregando los regalos al personal. El profesional aprovechó el momento, para decir: “Les quiero agradecer a los chicos de la Casita de Mario. Es muy importante este regalito que nos hacen, nos llena el corazón de alegría, nos llena el alma y nos da mucha fuerza para seguir trabajando así. Muchas gracias a ellos y a la gente de la “muni” que siempre está acompañándonos”.